Tiempo

Colombia, 7 de octubre del 2017

El tiempo es poco. Me estoy muriendo.

Estoy corriendo mientras me alcanza la diabetes, la hipertensión. Estoy arrancando de alguna otra moto que me quiera dejar botada en el piso,disfrazándome para que no me pongan más fierros en la columna o de la pared hasta romperme la frente de dolor cuando hace frío. Todos los días queda un poco menos de ese ánimo incansable. Duermo un poco más, me canso más, cada día hago un poco menos porque ya no soy capaz.

No tengo tiempo ni ganas de dedicar tiempo en analizar por qué las personas tienen ese cuerpo como yo lo considero incorrecto o a desgastar mis oídos en música que no me gusta. No tengo ánimos de hacerles funas a nadie porque hoy amanecí con ganas de ser poco agradable para después hacer como que aquí no ha pasado nada y tampoco tengo fuerzas para analizar qué cara puse o no puse.Me queda poco tiempo para eso. Hay cosas infinitamente más importantes y urgentes.

Me quedan 57 años si logro llegar a los 90. En esos años debo ver todo lo que me permita la miopía y el astigmatismo, que ruego no vengan las cataratas ni los desprendimientos de retina o las retinopatías diabéticas. Sí le resto a ese tiempo la fiebre, los resfriados, el tiempo que me pasaré haciendo filas o esperando que a alguien querido lo estén operando o velando, o en las conversas maravillosas que me encanta tener o en los conciertos que amo escuchar, el tiempo se me reduce vertiginosamente. No tengo tiempo.

Tengo demasiado terror de pasar mi vida viendo como debería haber sido y no fue, porque estuve odiando, peleando, escuchando conversaciones de mierda o haciendo cosas que no quería hacer ¿Analizar el último reality, ponerse a pensar y desmembrar la envidia que supuestamente me tienen o con quién se acuesta o se deja de acostarse la otra gente que no soy yo? ¿Culpar al resto de lo triste de la vida que tengo?. Tengo pánico del poco tiempo ¿Por qué gastaría tiempo en pasarlo mal?

Todo es hoy ¿Te cachai si tuviéramos la noción de que en verdad no nos volveremos a ver y esta es nuestra única oportunidad? Juntémonos, veámonos, abracémonos. Eso de dejar para mañana, pasado, para algún día no existe ¿Te cachai me muero y nunca nos juntamos? ¿Te cachai te pasa algo y no volvemos a conversar?

Estoy viajando antes que me vuelva a suceder algo grave. Estoy viviendo antes que suceda algo terrible. Estoy bailando antes que no pueda volver a mover las piernas. Porque las cosas graves y terribles suceden todo el tiempo y no es ser fatalista: simplemente pasan (y me han pasado); pero lo más grave y terrible debe ser dejar el tiempo correr en cosas que no tienen sentido ¿Por qué gastar el tiempo en cosas nimias? ¿Por qué lamentarse cuando aún hay tiempo? Me he muerto unas 20 veces. Todos los días me estoy muriendo un poco. No hay tiempo ¡No hay tiempo!

Pase no más caser@, deje su comentario con confianza (Bueno, no tanta)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s